Una de vigas y buhardillas

Recuperando el post sobre decoración rústica y siguiendo en la misma línea, hoy os traigo una entrada sobre vigas y buhardillas.

Las buhardillas. Esos lugares que sólo pueden tener dos destinos y que además son totalmente opuestos: o se abandonan y se utilizan como lugar de acumulación de trastos inservibles y polvo por doquier, o se descubre ese especial toque que aporta su asimétrica disposición para crear una estancia de revista. Por supuesto, me voy a centrar en los segundos, que obviamente inspiran más que los ‘trasteros’…

¿No os encantan los típicos refugios de alta montaña con grandes vigas que atraviesan las habitaciones? Esos salones con chimeneas ardientes mientras afuera la nieve cae lentamente… Vale, me he puesto un tanto nostálgica, pero con este frío repentino es donde realmente apetece estar…

Las buhardillas y espacios con vigas que os vengo a mostrar hoy son bastante más modernos que esa imagen de refugio de los Pirineos. Son algo que bien encajaría en cualquier pisito de ciudad. Un lugar acogedor, muy carismáticos y con una visión muy limpia y clara.

Ático. Buhardilla

En el artículo sobre esta maravillosa buhardilla tenéis muchas más fotografías sobre este piso tan peculiar donde predomina una decoración de estilo industrial aunque con toques que aportan mucha calidez al ambiente.

El siguiente ático, en cambio, dispone de unas vistas y unos grandes ventanales envidiables (al menos, para mí); toda esa luz entrando en cada rincón del piso… un lugar donde a cualquiera le gustaría estar. ¡Es más, imagínatelo con nieve en la calle (Ups, otra vez me ha salido la vena invernal)!

Ático, buhardilla

Algunos pisos disponen de unos techos abuhardillados tan impresionantes que no necesitan mucha más decoración para conseguir ese carácter y personalidad que muchos buscan. Fijaros en el curioso efecto de las vigas de esta vivienda.

Ático, buhardilla

Los tonos blancos siempre son un acierto en las viviendas -sobre todo en decoraciones modernas- y esta buhardilla de Milán ha sabido dar ese toque ligero y limpio al ambiente. ¡Un acierto teniendo en cuenta sus dimensiones!

Ático, buhardilla

Y como la cosa también va de vigas, acabo con dos espacios en los que éstas son sus protagonistas. La primera de ellas de estilo más moderno, y la segunda con un aire más rústico y tosco. ¡Cualquiera de los dos, fantásticos!

Vigas

Vigas

¿Quién no se refugiaría en cualquiera de estos lugares? Yo, desde luego, ¡ya mismo!

Anuncios

¡Gracias por tu comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s